A caballo.

Tal vez, al pasar calle arriba,
Tus ojos cruzaron, como flecha los míos.

La trompeta suena a lo lejos,
es hora de guardarse,
la lluvia arrecia.

Nunca oiré tu nombre.

¿Si sabrás, que las noches de estío adormecen mi llanto?

Al paso y a caballo, llego, aunque sea tarde.

Axel Muñoz Barba.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: